Las redes sociales nos han engañado.


redes sociales 1
Las famosas redes sociales en internet son aun adolescentes.  Irrumpieron en los primeros años del siglo XXI cuando la web lo hacía masivamente. Su teoría tiene muchos años pero se pusieron en práctica con la tecnología de la red de redes. Son un buen negocio para muy pocos que desbastó la vida de muchos individuos y la cambió para siempre. No nos dijeron que en realidad son medios masivos.

 He decidido dejar Twitter y Facebook y mi vida es más tranquila. Pero sé que hay estudiantes que miran su página de Facebook para ver cuánto gustan sus posts. Han llegado a identificar su valía con la cantidad de veces que logran un me gusta. Es una distorsión terrible: no aprendes a quererte a ti mismo si no es en el espejo de Twitter o Facebook.  Cristine Billmyer, Decana de Educación Continuada de la Universidad de Columbia. (2)

Facebook, Google+, Hi5, Instagram y Twitter, entre muchas otras redes sociales, nos invitaron a conectarnos, a revelar nuestros sentimientos, a unir viejas relaciones, a escribir lo que pensábamos y a mostrar nuestra vida en fotos y videos. Pero nadie nos explicó lo que sucedería después.

redes-sociales 3Esos jóvenes hiperkíneticos  que en un desván escribieron las líneas de los websites puntocom mas visitados se hicieron millonarios con nuestra inconsciencia o ignorancia. ¿Cómo explicarles  que no somos exactamente lo que hemos publicado porque evolucionamos a cada instante? El sentido común indica que hay otro detrás de la pantalla con matices imposibles de transmitir, pero no importa, lo que vemos en el mundo virtual es suficiente para enaltecer o condenar.

La tolerancia que a duras penas se intenta construir se demuele en la bipolaridad de la red social. Allí estamos a la vista de todo el mundo, en manos de la crueldad y la mala intención, siendo el experimento social de un grupo de nerds. Todo se descontextualiza. Aunque borremos y reescribamos, aunque deseamos que algo desaparezca, los rastros sobreviven. Es una huella que permanece más allá de nuestra propia existencia. En ese nuevo mundo impalpable la mentira se eleva para transformarse en un hecho y muchos ya no distinguen la verdad de la fantasía, la broma de la seriedad.

Semejante mar digital inconmensurable permite que muchos se sumerjan en forma anónima y participen deshonestamente. Así nace el ciberbullying. Todo gracias a las redes sociales.

Nuestro currículo oculto.

Cualquiera que busque trabajo deberá saber que sus posibles empleadores lo buscarán en Facebook.  Si no tiene perfil en esa red social algunos pueden considerarlo no adecuado para un empleo. En escasos minutos sus fotos, sus reflexiones y un “googleo” hablarán de esos aspectos que Ud. no consideró necesarios informar. Sin que se lo comuniquen, esa vida virtual le puede cerrar las puertas del futuro. Ya ha sucedido muchas veces.

redes sociales 4Ocurre con las opiniones y pensamientos que compartimos a través de los dispositivos y publicado en nuestros perfiles, sin saber que, en algún momento, nos podrán condenar socialmente. Políticos y profesionales que vieron derrumbar su carrera, estudiantes que perdieron su honor y prestigio, hombres comunes acusados de lo que no son que luchan por revertir la destrucción digital que otros impulsan… Es un juego  peligroso, pero no lo sabíamos.

Las redes sociales nos engañaron porque pensábamos que los amigos virtuales eran amigos reales, donde no existía la traición ni la mentira. Nadie nos dijo que esa pantalla tan amena no era algo privado sino público. Un verdadero medio público, como lo son los mass media, con contenidos abiertos a todo el mundo.  Han utilizado nuestra vida para armar su negocio y como la clientela se renueva, poco importa el uso despiadado de nuestros datos.

La vuelta a lo oral, después de 500 años de imprenta.

gutembergAntaño el resguardo de la privacidad era parte de una cultura del comportamiento social. Esa privacidad nos permitía leer un libro, escuchar música o realizar un hobby. Los demás descubrían estos aspectos cuando entablábamos una relación y era parte de esa intimidad que defendemos del atropello  de los demás. El mundo tenía límites cercanos y nos destacábamos por el esfuerzo de alcanzarlos y superarlos. El principal medio de transmisión cultural era la palabra impresa y la relación que teníamos con ella era unidireccional y personal.

Hoy lo privado se hace público y nos desnuda frente a los extraños.  Nuestra intimidad se ha reducido a la nada por nuestra propia actitud e ingenuidad frente a las redes sociales de internet. Las tribus del chat con sus charlas orales escritas, se multiplican para transformarse en el terreno en donde somos lo que no somos, influenciados por las modas o rebeldías. No hay límites ni tampoco esfuerzo intelectual porque todo está al alcance de la mano, disponible para una manipulación casi destructiva. Los textos se arman y se desarman en un instante, pierden en ese proceso a su autor original, cambiando su sentido sin que a nadie le moleste.

Hay investigaciones que relacionan esta nueva sociedad virtual con el fin de la era Gutemberg.

 Según indica Delia Rodríguez en Memecracia: los virales que nos gobiernan  “En el fondo, dice el profesor L. O. Sauerberg, de la University of Southern Denmark, lo que está ocurriendo es que con la nueva cultura digital estamos viviendo una vuelta a lo oral después de quinientos años de dominio de lo escrito, marcados por la invención de la imprenta, el denominado Paréntesis Gutenberg”.

gutemberg 2La cultura escrita se caracterizaba “por la composición original, individual, autónoma, estable y canónica”, pero ahora estamos en transición hacia una cultura digital “que es sampleo, remezcla, préstamo, rediseño, apropiación, recontextualización”. Es lo que Thomas Pettitt llama quilting, es decir, coser una colcha a base de retazos.

Todo lo que compartimos digitalmente puede y muy probablemente será recontextualizado. Ajustarnos a la situación y ser más cuidadosos nos va a costar una generación de vergüenza pública. Aunque también puede pasar lo contrario: todo el mundo se relajará más en lo que concierne a la recontextualización porque es simplemente parte del ambiente”.

Es decir, esta vuelta a la conversación y a una cultura que reaprovecha, recontextualiza, edita y se apropia de contenidos para darles otro significado (como en el caso de los memes o de los vídeos editados) también tiene sus riesgos. En este nuevo contexto, “el creador no tiene poder para determinar qué ocurrirá” porque, al contrario de lo que ocurre con un texto impreso, “cualquier contenido digital se puede modificar”, nos parezca justo o no. (1)

De la experiencia personal a la experiencia social.

redes sociales 2Después de leer lo anterior parece que el efecto de las redes sociales en la humanidad no ha sido todo lo positivo que se ha anunciado. El resultado de la experiencia individual es muy distinto a su impacto social o comunitario. Es allí donde aparece la verdadera revolución de los medios de comunicación digitales a través de internet, al alimentar con sus mensajes los medios de comunicación tradicionales.

Cada cibernauta puede ser un periodista.

Las plataformas de información comerciales o sin fines de lucro, se nutren de las redes sociales para ofrecer en forma inmediata hechos que hubiesen llegado mucho más tarde, o nunca. También han aportado al comercio usando nuestros perfiles para orientar su productos, y porque no decirlo, persuadirnos con sus oferta hasta bordear el engaño.

La inmensidad de la comunidad de usuarios en forma gratuita han contribuido a negocios de todo tipo. El plano periodístico es el que quiero destacar. La interacción que contribuye a describir la realidad, aunque también a una manipulación que puede distorsionarla. Es inevitable. Otra consecuencia de nuestra participación puede ser el escarmiento o castigo del poder, la persecución por pensar distinto en regímenes políticos oscuros.

Los diarios, la radio y la TV no son los mismos que antes de internet. Los que sobreviven lo hacen porque se adaptaron a esta plataforma digital. Como señalé, estas redes sociales tan personales son en realidad redes públicas que alcanzan su objetivo en cuestiones de trascendencia masiva donde nuestro aporte ingenuo permite armar el mosaico de la información.

Claudio Scabuzzo

@laterminalblog

 Referencias:
(1)   http://verne.elpais.com/verne/2015/06/16/articulo/1434467365_552733.html
(2)  http://www.lanacion.com.ar/1806044-deje-twitter-y-facebook-y-mi-vida-es-mas-tranquila
Imagen Principal: http://www.ciudadblogger.com/2010/06/iconos-sociales-3d.html
Anuncios

4 Comentarios Agrega el tuyo

  1. Tienes toda la razón en lo que has compartido. Muchas veces, pecamos de condenarnos a nosotros mismos en las redes sociales….

    Gracias por compartir! ;D saludos!

    Me gusta

  2. Interesante post Claudio, el tema de las redes sociales me interesa mucho y me encantaría poder estar hablando de ellas pronto.Fuerte abrazo desde Colombia.Gracias por tu aporte!

    Le gusta a 1 persona

  3. ramrock dice:

    Reblogueó esto en Ramrock's Blog.

    Le gusta a 1 persona

  4. Estimado Claudio. Como todos tus comentarios muy interesante. Las redes sociales no se crearon porque los yanquis son buenos. Se crearon para tener una base de datos mundial y GRATIS. Todas las bo…posteadas quedan grabadas y nunca se pueden borrar. Es decir se registran las tendencias de cada uno de nosotros. Se complementa con monitoreo de 40 millones de conversaciones de redes fijas y celulares y tablet y etc. Voz y datos. Automaticamente y sin que ninguna persona este atras los softwares de rastreo ubicaran palabras o expresiones o frases cuidadosamente seleccionadas por expertos. Estos expertos ademas cuentan con los vuelos no tripulados. No olvidarse que puede extraer informacion de tu PC APAGADA y transmitirla remotamente. Un mosquito robot puede hacerlo. Para finalizar es un destino manifiesto que las naciones como tales se acabaran y lamentablemente las corporaciones pasaran a regir…..tipo 1984. Tal vez te interese leer el reciente lanzamiento del libro de Humberto Eco. Unn saludo cordial Hector Luis Spinelli

    Le gusta a 1 persona

Deja un comentario y participa del debate....

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s