El Lava-Jato y su sombra.


brasil_banderas
En 2010 escribí el artículo “O Imperio do Brasil” donde contaba la historia de un gigante que asomaba entre las naciones más poderosas de la tierra. Había un pasado para contar que lo catapultó a un éxito que duró poco. Seis años después de mi artículo el referente de la América del Sur tambalea por sus disputas políticas y denuncias de corrupción. Su economía se despedaza y nosotros recibimos la cachetada por estar atados a su crecimiento, y ahora, a su derrumbe.

Lava-Jato en” brasileiro” son los negocios de lavado de vehículos. Si de dinero se trata es lavar mucho, rápidamente, con precisión. Lavar dinero es transformarlo de ilegal a legal para que nadie descubra de donde vino. Es una operación que nace en los sobreprecios de negocios con el estado, en “coimas” para obtener un contrato suculento, evadiendo impuestos y estableciendo beneficios sin declarar. Ya hemos visto en Argentina como hay una ingeniería para la corrupción, a veces muy ingeniosa.

brasil moroLava-Jato es el nombre de una operación judicial sin precedentes en el mundo de los países emergentes. Un juez que está lejos de Brasilia, de los poderes de turno y del mundo mediático, Sergio Moro, inició en 2014 una investigación sobre lavado de dinero a través de una red de locales de lavado de autos y estaciones de servicio.  Por allí se movían grandes sumas ilícitas desde, por lo menos, 1997 que tenían vinculación con negocios de construcción en la empresa de combustibles Petrobras.

La red de lavado rápido.

Un directivo de la petrolera, Paulo Roberto Costa, fue la llave para empezar a entender el esquema de corrupción, a partir de su arrepentimiento y colaboración con la justicia. La participación del gobierno en el desarrollo de esta red de sobornos es evidente ya que muchos funcionarios involucrados fueron elegidos por su posición política y por el pago que hacían y recibían  para permanecer en sus puestos. Incluso empresarios denunciados eran aportantes de las campañas políticas.

brasil 2El juez Moro ha demostrado un poder e independencia que ensombrece al gobierno. Las campañas de desprestigio generadas por la presidenta Dilma Rousseff no fueron suficientes para desacreditar la operación y, con torpeza, enfureció a la población, afectó la economía y sumergió a Brasil en una crisis que lo atrasa 30 años.

El poder dominante no puede aceptar que se ventilen estas cosas. Prefiere el silencio de los medios y una justicia obediente. Sin embargo la presidencia de Dilma está en peligro: El congreso debe decidir si la destituye o no, y las calles se transforman en un parlamento confundido y violento.

El caso de Lava-Jato creció como una bola de nieve que arrastra con todo. Más de mil años de condenas, cientos de investigados -entre ellos el expresidente Luiz Inácio Lula da Silva- y unos 828 millones de dólares recuperados de la corrupción, que se multiplicarían por 10 cuando avance el caso, según las estimaciones más optimistas.

brasil 5Mientras Brasil se encaminaba a ser una superpotencia y el dinero sobraba,  muchos funcionarios del partido gobernante viajaban al exterior pagados por empresas constructoras vinculadas a Petrobras, algunas con capitales argentinos. También compraban departamentos exclusivos y vehículos de alta gama gracias a la función pública.

El evidente tráfico de influencias volvía en sobornos y privilegios que generaban mucho dinero. El secreto colapsó y la verdad inundó un país harto de la corrupción pero que jamás pudo eliminarla. Los mismos que hablaban de los males de la deshonestidad eran deshonestos con sus votantes. La traición abrió una grieta que genera un futuro incierto para un país riquísimo.

Al igual que lo que sucedió en Argentina, los gobernantes creyeron que iban a expoliar al Estado de por vida, perpetuados en el poder de cualquier forma y que la inmunidad estaba en un apoyo popular que no se fijaba en esas cosas. Era una revolución, pero de los acaudalados.

El Lava-Jato de la Patagonia.

En Argentina la historia brasileña tiene su espejo. Las denuncias sobre dinero mal habido que cayó en manos del poder kirchnerista están encaminadas en la justicia, todavía impregnada de parcialidad y temores. Las nuevas evidencias se acumulan a la espera de un Juez Moro que las enfrente.

brasil baez-y-kirchnerDetrás del gobierno de Néstor y Cristina Kirchner se armó una red para negocios con dinero poco claro. Lázaro Báez embolsó miles de millones para obra pública pero al dejar el gobierno de sus amores, sus empresas caen al vacío. Igual le sucedió a Cristóbal López, dueño del juego y de medios, otro emponderado de la llamada “década ganada”, cuya deuda con el fisco de 1000 millones de dólares aparece hoy, cuando jamás le fue reclamada. Su emporio debe más de lo que vale.

La existencia de financieras marginales concurridas por el poder y los extraños negocios de habitaciones vacías alquiladas en los lujosos hoteles de la familia Kirchner pagados con dinero oficial, son algunas evidencias del lava-Jato argentino. Basta ver el patrimonio  de los ex-funcionarios para descubrir que su identidad con los necesitados es una fachada y que algunos aportantes a la campaña política eran narcotaficantes. Pero los creadores de este esquema de corrupción no están presos ni lo estarán por ahora, aunque la televisión muestre como contaban millones y festejaban con whisky el haber logrado el desfalco perfecto.

brasil 4La corrupción no es fácil de tapar en un mundo hiperconectado. El poder utiliza su relato para transformar cualquier denuncia en un intento de golpe de estado. Se creen intocables, cuando son una banda de ladrones que mintieron a sus seguidores, tan fanatizados que no quieren ver la verdad que esconden.

Claudio Scabuzzo
@laterminalblog

 

Algunas referencias:
Imagen principal: Diario El Cronista.
http://www.eleconomistaamerica.com/politica-eAm/noticias/7430328/03/16/Lava-Jato-un-terremoto-que-sacude-los-cimientos-del-sistema-en-Brasil.html
http://internacional.elpais.com/internacional/2015/03/10/actualidad/1426021378_463578.html

 

 

Anuncios

4 Comentarios Agrega el tuyo

  1. Fui presidente del “Club Argentino Brasileño” de casualidad. Me eligieron cuando iba a aprender portugués allí. En el Encuentro de Colecividades promovimos al “Partido de los Trabajadores” de Lula da Silva, que era un pequeño partido en ese entonces. Nunca sospechamos que llegaría al poder. Pero lo que no me gustó posteriormente fue saber que el elegido como candidato a presidente por Lula era un tipo impuesto por la secta “Pare de Sufrir”, del “obispo” Macedo. Esa secta compró la red de televisión brasileña “Record” para promover sus cultos con dinero que provenía el narcotráfico colombiano según denunció un “obispo” de renunció a la secta. Lula puso al tipo porque le impresionó una manifestación que hizo la secta en San Pablo, con cientos de miles de personas en las calles. Hay que reconocer, sin embargo, que Brasil emergió económicamente en los años del gobierno de Lula. Antes, cuando los argentinos viajábamos a Brasil, nos parecía que estábamos yendo desde el primer mundo al tercero. Lo mismo nos pasaba cuando íbamos a Chile. Actualmente es exactamente al revés. Argentina se estancó y nuestros vecinos nos han sobrepasado. Pero lo que realmente asquea es ver que los “revolucionarios” del pasado cuando estuvieron en el poder fueron más corruptos y corruptores como la peor burguesía decadente.

    Me gusta

    1. Es verdad, recuerdo esa extraña relación entre la Iglesia Universal y el gobierno de Lula. Tuve la oportunidad de negociar cuestiones publicitarias con miembros de esa Iglesia trucha y era notable su capacidad económica. Así lograban espacios en medios de Argentina comprando meses por anticipado. También vi como generaban sus falsos testimonios al aire en una rutina de producción que era la misma para todos los medios. Una gran mentira. Lula encabezó una época de bonanza brasileña, donde su desarrollo fue notable y esa diferencia histórica con el desarrollo argentino se profundizó: Las multinacionales llevaron cientos de miles de millones a Brasil y sus empresas públicas crecieron mucho. Podemos hacer un paralelo con el gobierno de Néstor Kirchner donde también crecimos y mejoramos nuestro perfil productivo y social. Pero esa bonanza en la región se fue diluyendo, no pudo mantenerse en el tiempo y es fácil echarle la culpa a la oposición, a los “medios hegemónicos”, a Estados Unidos…. jamás una autocrítica solo un mensaje que hace temer: “nosotros o el abismo”. Ahora que llegamos al abismo, o cerca de él, hay desilusiones y traiciones. Los políticos aprenden a llegar pero no a irse a tiempo. Gracias Héctor….

      Me gusta

  2. Estimado Claudio siempre he leido y participado de tus notas con interes.

    Yo trabaje y vivi en Brasil por 6 años. Te quiero comentar que al Brasil que es hoy, sera mañana y por siempre asi no lo construyo ni Collor de Melo ni Ricardo Marinho ( rede Globo) ni la prensa Brasileira. Los construyeron las empresas multinacionales Brasileras y trabajando en innumeros paises del mundo, Siempre funciono asi y seguira asi.

    Cuando FHCardoso quiso privatizar las empresas del Estado fue el fin de su carrera. Fue suficiente que dijeran que para trabajar en el Presal habia que asociarse con Petrobras para que comenzara el trabajo de descredito y propaganda en contra del regimen de Dilma y Lula. Por supuesto que lamentablemente igual que en Argentina el establishment llamese la FIESP y empresas del exterior no les favorece un regimen que distribuya los ingresos. Para nada. Logicamente hacen lo imposible para derrocar al regimen actual.

    Lease exactamente como aca en Argentina. El poder de los medios no descanso para denostar al regimen anterior publicando toda serie de tropelias sin pruebas y faltas a la realidad.

    Lo comico de todo esto es que el regimen actual nada tiene de transparente nombrando aus parientes en cargos, despues de despedir a supuestos ñoquis, nada tiene de transparente otorgandole a los amigos obras de muchos millones se comportan de una manera muy poco profesional para gobernar. No es que no sean capaces. Soy muy capaces y muy entrenados. Pero creen que un pais se maneja segun la escuela de Chicago que fracaso en el mundo entero. Y aqui tambien. Ya ha demostrado fehacientemente el mal manejo en construir una Argentina para los Argentinos. Solo lo hace para una elite que logicamente ha financiado la campaña. Incluyendo a los fondos buitres.

    Pero tenemos que ser democraticos. No imagine un pais con 1000000 de desocupados. Tampoco imagine que tanto hablaron de la inflacion cuando en 100 dias estamos en un 60% y no pueden siquiera controlar el dolar con la tristemente celebre supuesta salida del CEPO ni aun con la bicicleta financiera.

    Te envio un gran abrazo .

    Me gusta

    1. Gracias Héctor…. Indudablemente los males crónicos de la Argentina no puede superarse y las doctrinas económicas son ineficaces, del lado que sea. Si alguna de ellas hubiese sido exitosa hoy seríamos parte de las naciones más poderosas de la tierra. Pero caemos siempre en los mismos errores. Hay extensas regiones del país que parecen surgidas de una guerra invisible, con miseria, desocupación e ignorancia, si hubo distribución de la riqueza en unos pocos años eso no estaría allí. Pero siguen creciendo esos bolsones de miseria, incluso hoy. Las elite siempre existieron, o gobernaban o estaban en las sombras, y son parte de los negocios sucios que trascienden o nunca sabremos. Porque al igual que un litro de leche al pie de la vaca vale unos pesos y después en su envase se multiplica varias veces, la riqueza del país llega a cuentagotas a los ciudadanos mientras se van millones. La deuda externa no mereció ninguna condena legal (Con excepción del fallo de la Causa Olmos) por los desmanejos de tantas décadas: fue legitimada con el silencio cuando es un grave perjuicio para todos. Esos títulos, bonos que emitimos son la para la timba financiera internacional, pero caemos en esa mesa de juego donde siempre perdemos. La inflación siempre fue un mal síntoma y es la clara demostración de cuando unos pierden para que otros ganen, pero en algunas épocas la vieron necesaria, como vieron necesario endeudarse. He sido crítico del modelo anterior y lo seré de este si no logra poner el país en un camino donde todos podamos vivir mejor. No me gusta pensar en funcionarios públicos enriquecidos cuando deben prestar un servicio público por convicción. No tiene que haber dudas sobre la honestidad ni privilegios que impidan que cualquiera deba dar explicaciones ante la ley. Que quede escrito todo y que la historia los juzgue si no estamos viendo las cosas como deben ser. Un abrazo y gracias.

      Me gusta

Deja un comentario y participa del debate....

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s