Orlando Vignatti, ¿self made man?


image
Los norteamericanos hablan de “Self made man” cuando se refieren a una persona que se hizo a sí mismo. ¿Será el caso de Orlando Vignatti?. No existe una biografía oficial sobre el empresario más exitoso de la última década en Santa Fe, casi desconocido por la población, aunque su nombre sea citado en el Diario La Capital como Presidente del Comité Editorial. Su figura trasciende ahora en Buenos Aires con la compra del diario Ámbito Financiero, y eso le da proyección nacional.  Algunos datos que nos permiten conocer quién es el magnate Orlando Vignatti. 
Un extenso artículo, una parte pequeña de su historia.

La soja no le dio su fortuna. Don Orlando es dueño de medios, entre otros negocios, pero no es mediático. Ha logrado un enorme poder a partir de su participación en empresas de comunicación masiva y periodística de las provincias de Santa Fe y Entre Ríos. Bajo su mando opera el control de la opinión publicada y oral más influyente de la región. Sin embargo, poco se conoce de él. 

Una editorial firmada con su nombre el 6 de julio de 2001 sobre el puerto de Rosario es un pobre antecedente de su pluma. Se publica en medio de sospechas de que participaba de la licitación de esa terminal fluvial, cosa que era cierta. Pero fue una excepción, no abundan otros artículos en donde se pueda conocer su pensamiento, su formación y su posición frente a la realidad. Habla a través de sus empresas y de su chequera.

Sin embargo hay cientos de páginas y artículos de medios que lo nombran con pocos halagos. Sus empleados lo han insultado cuando cerraba empresas para abrir otras, o para transferirlas a sus cuestionados socios. Todas las sospechas están sobre sus espaldas, sus actitudes le han otorgado muchos enemigos y pese a ello pudo continuar amasando su fortuna. Indudablemente, y él lo sabe, jamás podrá ser consagrado San Orlando. Tampoco será merecedor de algún homenaje en vida. Su carrera de alto riesgo le ha sesgado el reconocimiento y el afecto de sus semejantes.

Vignatti es dueño o parte de radios, diarios, campos, jugadores de fútbol,image hoteles en Miami, el puerto de Rosario y otros negocios. Incluso figura en la historia del cine argentino como uno de los productores del film “Rosarigasinos” (2001). Su perla más preciada es el Diario La Capital de Rosario y su multimedio, del que ostenta una participación accionaria importante, pero no mayoritaria.

Se sabe que una tapa de La Capital puede significar el fin de cualquier funcionario público, o permitir el triunfo de un candidato. Es así el poder de un diario fundado en 1867, y que monopoliza la información en el sur de Santa Fe. El otro diario de Rosario, El Ciudadano, también pertenece al grupo de empresas de La Capital. Es increíble que una ciudad de un millón y medio de habitantes tenga dos diarios locales, pero del mismo dueño. También pasa lo mismo con las emisoras de AM: La mitad son del diario La Capital.

Sus medios le permitieron aceitados vínculos con los gobiernos de turno, ya que, se sabe, la publicidad oficial es una buena fuente de recursos, y las aspiraciones de los políticos, otra.

Negocios son negocios.

Don Orlando opera sus empresas lejos de miradas indiscretas, y sus socios devienen de sectores políticos, gremiales o empresariales, millonarios como él, nacidos con el olfato de los grandes negocios casi instantáneos. Aquí no hay epopeyas, ni sacrificios, sino buenos datos que conducen a un buen negocio. Es el estar en el lugar indicado cuando algo puede ser muy redituable. Y son muy pocos los que pueden estar en ese momento y lugar.

Algo en común unen sus emprendimientos: los innumerables litigios legales, que lo obligaron a contratar a un ejército de abogados para poner en orden tantos papeles. Demasiados juicios, denuncias y demandas de la AFIP, pero todo se atiende a su tiempo y sin sobresaltos. A veces esas dificultades son trasladas a sus apoderados, ya que algunas empresas ni siquiera estan a su nombre.

Cuando ya detentaba parte de la sociedad que es propietaria del Diario La Capital de Rosario, y asociado al grupo mendocino Vila-Manzano (Grupo Uno), vivió desde adentro las distintas situaciones legales que el diario enfrentaba.

Se habrá sorprendido cuando las páginas del diario se utilizaban para dirimir cuestiones judiciales de la empresa de la que era dueño.  Noticias que escondían hechos privados pero que merecían un “tratamiento periodístico”. El uso de esta herramienta pone en riesgo la credibilidad de cualquier medio, y aquí se aplicó sin anestesia.

Periodismo objetivo.

Es así como el 10 de junio de 2001 se pudo leer un título que decía “Investigarán a Carlos María Lagos por su gestión al frente de La Capital”, cuando esa persona figuraba, junto a Vignatti, en el Comité Editorial del periódico y era el último exponente de la familia propietaria del diario.

silberstein El 11 de mayo de 2005 el diario tituló: “Denuncian al decano de Derecho por el tráfico de influencias. Estudiantes revelaron maniobras para favorecer a la hija de Silberstein. Detalles de un llamado de su esposa”.

La nota publicaba escuchas telefónicas ilegales, de origen incierto, que comprometían al decano Ricardo Silberstein. Precisamente Silberstein era el abogado de Carlos María Lagos, quién había denunciado en 2001 a los dos socios de Vignatti, Daniel Vila y José Luis Manzano por “administraciones fraudulentas reiteradas, estafas, balances falsos y asociación ilícita en forma simple y calificada”.

El 15 de noviembre de 2005 el “decano de la prensa argentina” informa “Procesado por intento de extorsión a varios directivos de La Capital. El empleado del Pami Juan Mangiamelli había exigido $ 3 millones para interceder por una denuncia”.

tribunales rayo Revelaba  una compleja trama que preocupó en los tribunales provinciales de Rosario. Estaba involucrado el juez Carlos Triglia, de reconocida trayectoria por su honestidad y profesionalismo. El Juez falleció sin poder limpiar su nombre, salpicado por el caso.

Otro Juez, Carlos Carbone, recordó a su amigo: “había indagado a dos directores de un medio local, uno otrora funcionario del gobierno nacional de turno, donde sufrió la traición de algunos abogados a quienes confió que los procesaría, uno amigo y ex empleado. Luego aparece una denuncia radicada en Buenos Aires donde habrían filmado a una tercera persona que reclamaba una suma de dinero en su nombre para no procesarlos. Ante eso pretendieron apartarlo de la causa y lo lograron. La causa varió de rumbo y resultado. Una vieja y efectiva maniobra que esta gente ha implementado en otra provincia y con éxito”.

En todo estos hechos, donde el diario era utilizado no solo para informar, Vignatti cumplió su función de miembro del Comité Editorial. Pero en estos últimos tiempos su nombre desaparece y aparece en el recuadro de las autoridades del diario La Capital. ¿Qué sucede?.

El ámbito de Don Orlando.

image Otro cortocircuito estaría ocurriendo en el seno de la principal empresa periodística santafesina. La compra de Don Orlando de acciones del diario Ámbito Financiero está provocando un conflicto de intereses. No vaya a ser que las columnas de La Capital se le vuelvan en contra….

Orlando Vignatti ya consiguió el visto bueno de Claudio Ramos, hijo mayor del fallecido Julio Ramos, creador del diario Ámbito Financiero, para la compra de las acciones del diario, el edificio y la Planta Impresora en Buenos Aires.

Según dicen, la movida inquieta a los mendocinos, y se comenzó a exponer los trapitos al sol.  Podemos encontrar en las páginas de Internet del diario la opinión de los lectores sin ningún filtro, en especial cuando hablan de Don Orlando.

Capi-insultos01

En verdad ya hubo enfrentamientos legales entre Vignatti y el Grupo Uno de Vila-Manzano, cuando los denunció por “estafas y asociación ilícita” hace algunos años.

Según afirmó en la justicia, sus socios lo engañaron al firmar el convenio de conformación del grupo: que las deudas del diario La Capital, decano de la prensa argentina, eran un 30 por ciento superiores a las que le habían dicho y que la ganancia proyectada era un 30 por ciento menor a la prevista. “Fui sorprendido en mi buena fe y llevado mediante información retaceada”, dice. Vila replicó: “Es absurdo que un hombre acostumbrado a hacer transacciones de millones de dólares diga que lo hemos estafado”. Y lo acusa de inventar pruebas.

Todo se arregló después. Cada uno tuvo lo suyo, y Vignatti continuó en el diario, hasta hoy.

Vignatti según el Bigote.

Raúl “Bigote” Acosta es un polémico clip_image001periodista de larga trayectoria en Rosario, que actualmente actúa en LT3 Radio Cerealista (perteneciente al multimedio La Capital), y que encabezó un proyecto editorial de Orlando Vignatti en Entre Ríos que se llamó “Hora Cero”, primero y después “Nueva Hora”.  Acosta se alejó del entorno de Vignatti y empezó a editar en el año 2000 una revista en Paraná que se llamó “Tendencias”, producir un programa de TV  y una página de Internet, hoy desaparecida, denominada “El Ojo Virtual”. Siempre con la colaboración de Antonio Rico. Allí descargó munición gruesa contra Vignatti y sus socios.

Guardo sus escritos, y me remito a ellos para conocer, a través de la pluma de Acosta, aspectos de la vida de Vignatti. Hay que ubicarse en el año 2000. El artículo publicado llevaba el título “ Quien es y qué quiere Orlando Mario Vignatti” y estos son algunos párrafos (seleccionados, ya que algunas observaciones de Acosta son muy crudas y pueden perjudicar hasta al que lo cite como fuente):

Criado a los saltos(…) “el semilla” vendía la ristra de ajos y sabía que no debía volver hasta que no la hubiese vendido toda.(…)

Desde Rosario hasta San Lorenzo, en la época del cordón industrial del Gran Rosario, lo suyo era eso, una venta, (…)sobrevivir. Poco tiempo para la escuela primaria, que nunca terminó.

Mordiendo el polvo …

El primero que le dijo “cuidame los autos, llamame si para alguien a verlos”… le dio un oficio: vendedor de autos usados. En lugar de tragar polvo por los caminos lo aspiraba de los autos que por la vieja ruta de Rosario a Santa Fe (no había autopista) pasaban frente a la “compra venta” del gitano solitario que le dio el trabajo y unos pesos, si se llegaba a vender un auto, que debía limpiar, dejar prolijos.

Su destino era dejar prolijos por fuera autos en muy mal estado en sus entrañas.

Con los años esa enseñanza fue su estilo (…)

La soledad endurece

rubeo (…) Se acercó al peronismo, por aquellos años una ebullición, y eligió a Luis Rubeo como el hombre al que había que “seguir”. Ya saldría “la mascada”. Pidió prestado algún auto y acompañaba en la campaña. Podía decir que era peronista porque los vendedores de su laya tienen obligación de complacer al cliente.

Le fue fiel hasta que en 1973 Rubeo lo recompensó, colocándolo como uno de sus hombres en la Cámara de Diputados de la Provincia.

Luego, como director (…) en el Banco Provincial de santa Fe hizo lo mismo (…)

Aparece”el hueco”

Es Rubeo el que le consigue (el vendedor convence) que tramite una licencia para armar una estación de Televisión por cable.

En Rosario la existencia de “Cablehogar”, abarcando el casco de la ciudad, dejaba extensas zonas donde no llegaban aquellos primitivos cables, con sus problemas de “troncales, terminales, conexiones, baja captación.”

Elige Alberdi, barrio que termina allá sobre el viejo control caminero, antes de Granadero Baigorria.

Toma el nombre de Cablevisión Sur y coloca a su hermano, contador de la fábrica Porcelanas Verbano como socio (…)

Soltando amarras, tirando lastre

eurnekian El nombre tenía un dueño: Eurnekian, que manda telegramas.

Con su nariz pepona, sus sacos desaliñados, su lenguaje “canero” se presenta ante Eurnekian y le dice que todo lo que hay, si quiere es suyo, que él no sabía, pero que le puede servir decir que está extendido hasta Rosario.

Vuelve con el O.K. y la autorización de colocar una repetidora de radio Aspen, una frecuencia modulada que manejaba Eurnekian en Buenos Aires. En aquellos años Neustadt tenía el horario 6-9 de la mañana en ésa radio.

Cuentas claras pierden amistades

Con Rubeo acuerdan “blanquear la sociedad” y la parte que corresponde al político queda derivada en el hijo de Rubeo, también llamado Luis, Luisito.

Rubeo pide cosas en el cable, ¿qué hacer, excepto responder a la índole…? y, como ya empieza a entrar plata, la pide, como corresponde…”para la campaña”.

El semilla, el gitano (…) pide su contrapartida: otra licencia para los pueblos cercanos. En silencio consigue una licencia para Santa Fe y otra para Paraná. En realidad dos licencias para Santa Fe y Paraná y dos para Rosario. Las guarda.

Política comunicacional

Avanza sobre las construcciones FONAVI (dos complejos de 15.000 habitantes cada uno) pactando un precio menor por edificio, cruza las villas de emergencia acordando la gratuidad a cambio que no rompan ni roben, él personalmente pacta con viejos conocidos de esos sitios (vino “semillita”… qué hacés “semillita”…) la cuestión es numérica (…)

(…) Decide, ante la posibilidad cierta del crecimiento que debe desprenderse del último lastre. Plata en mano le compra, por algunos pesos y varios cheques, la parte cuya titularidad ostenta Luis Rubeo Hijo… Ya está solo. Mi cable y mi empresa son sus palabras.

Un mundo para engañar

Se separa de su primera mujer (…) y emprende la aventura Paraná.

En Paraná se asocia con un diario que tienen dos peronistas y consigue que, mediante el regalo por debajo de la puerta( el diario se carga a 0,17 pesos en el abono) el cable crezca y el diario alcance una tirada real, pero muy ficticia, de 17.000 ejemplares.

En Santa Fe sabe que debe llegar a 5.000 abonados para que lo tengan en cuenta.

Los da como conseguidos para pagar las “señales internacionales”, que compra en paquete desde su cable de Rosario y las retoma en los otros.

En muchos casos sin avisar.

Así conoce a Busti, también al “conde” Ramos. La simpatía es mutua. Aún continúa.

La unión hace la fuerza.

En Rosario hay, por entonces cuatro cables.

El viejo Cablehogar, el que resiste mientras su creador, el pionero Guillermo Strazza, va perdiendo empuje por los años.

Los Canales tres (Alberto Gollán) y cinco (Simoncini y, minoritariamente Cesaretti) conforman Galavisión.

La cuarta señal, de un gran chatarrero mayorista, Cappone, se la maneja Rafael Salamanca, que tiene la idea – y lo logra – de reunir las tres señales en una, comprar en conjunto y atacar el reducto de Cablehogar, el centro de la ciudad.

Se dio la paradoja que los canales abiertos promocionaran el abono y las series del canal de cable donde todos eran socios.

Vender para crecer, comprar para engañar

Es en ése momento que aparece un nombre que suena como El Mesías: Liberman.

Ya comenzaba la historia de monopolizar mensajes a través de unificar señales.

Hace una oferta por todo el paquete de Rosario.

Tentadora oferta.

La “fogonea” Rafael Salamanca, hábil hombre de negocios en los medios, la acepta su socio mayoritario: Cappone. Cobran unos 20 millones de dólares. La aceptan Simoncini y Cesaretti (Canal 5) y cobran unos 12 millones, la acepta Gollán (Canal 3) y cobra seis millones de dólares. La aceptan dos socios minoritarios y cobran 3 millones cada uno. Esos son los socios en LT8.

Vignatti muestra que él si tiene cableado con fibra óptica y cobra mas de 30 millones.

Todos firman el compromiso de no participar más en el negocio de TV por cable por 10 años.

Para Corsarios no hay códigos

Cablehogar se funde.

El negocio del cable en Rosario es monopólico.

Vignatti manda a uno de sus empleados (alguien que nunca podría tener ese patrimonio, menos pagarlo al contado), “comprá la quiebra de Cablehogar”, ésa es la orden.

La plata está. Misteriosamente…?.

Restituye cables viejos y lo que parecía un monopolio se convierte en una pelea con alguien que sabe pegar golpes bajos (litigio internacional por HBO, litigio por camisetas de Ñul y Central. La promoción, como en Paraná, del portero visor, más motos y autos de regalo y un abono más barato)

No puede contra Ávila y no tiene los partidos de “Fútbol de Primera”, eso frena su crecimiento, que iba camino a un rush fenomenal.

Liberman sospecha, pero el ya está vendiendo a quien le mandó comprar, los cables ya no son más argentinos.

En Santa Fe la venta a Malvicino lo deja con una autorización de señal y unos millones más.

En Paraná compra Liberman el canal de Vignatti.

Se termina el convenio con el diario (Hora Cero)

Busti le paga los favores políticos (…)

Compra tierras.

Ya le había indicado que comprara Radio Concordia, lo hace por un testaferro.

Que comprara Radio Victoria, lo hace también por terceras personas, aquí sólo el 99% de las acciones.

Es Busti, me consta, el que pide que lo “raje” a Bodian, periodista que ignoro si es bueno o malo, pero hablaba mal de _Busti y la mamá de Busti escuchaba, en Concordia y el chinito, un buen hijo… no lo podía soportar.

Je, a mí me van a hablar de democracia y libertad de prensa…

El papel caro es muy barato

Ya en Rosario, con una compra de maquinaria en Granadero Baigorria ataca contra el monopolio de La Capital.

Reúne a 170 empleados en un emprendimiento gráfico (El ciudadano) Sobredimensionado y escrito por gente de izquierda el diario “mata” al suplemento local de Página 12, que llega a la exigua venta de 250 ejemplares. Igual es útil a los fines de quienes lo editan, ya que el acuerdo con el FREPASO existe multiplicado en medios radiales.

Pagan avisos en un diario de escasa venta, para que se hable bien en una radioemisora de mucha potencia.

Vignatti exige participar en el negocio. Lo consigue. Se queda con todo el paquete de LT8.

En Entre Ríos sus ligazones con Busti son muy grandes (…)

El diario Hora Cero tiene un gasto mensual de 105.000 dólares.

El Diario El Ciudadano un gasto de 190.000 dólares mensuales.

Semejante drenaje tiene que salir de alguna parte.

Su declaraciones reales hablan de pago de impuestos por un capital de 60 millones de pesos. Dos años con ese ritmo acosan a cualquiera.

¿De dónde salía el dinero…? (…)

La Ferrari de Miami

En su casa está la foto con la Ferrari que se compró en Miami (que no puede traer a la Argentina). Varias operaciones estéticas le cambian el rostro. Ya las camisas son de seda (…)

(…)Compra un hotel a medio construir y tiene la opción por un segundo hotel en Miami, donde manda a su mujer (…)

¿Viene o va dinero a Miami?…

Alguien se lo presta…?

Es él testaferro de otro en este caso…? (…)

La conexión casual. La decisión causal

El grupo “UNO”, de origen mendocino, tiene a Manzano y Nosiglia como los “operadores” para negocios varios.

Así compran La Capital. Su mayor Accionista, Carlos María Amadeo Lagos vende su parte y se retira a Buenos Aires a cobrar 60.000 dólares por mes.

La conexión con Vignatti es inmediata (…)

El futuro es hoy

(…) Debería resolver los problemas de todas las empresas ocultas (que compran en una misma cuenta corriente en el mismo proveedor)

Y prepararse para una pregunta que alguna vez alguien hará:

Si pudo perder mensualmente tanto dinero, aparentemente sin dolor, mientras limpiaba autos usados para venderlos como nuevos…

El dinero perdido, de quien es…?

Quien será el comprador

Será de buena fe…(…)

Son algunos apuntes de un personaje poco conocido, un hombre público que llega con sus empresas a todos los hogares de Rosario.

Menuda tarea tendrán los porteños cuando quieran encontrar en internet alguna foto del empresario santafesino que compró Ámbito.  Su imagen está resguardada. También su historia. Sus medios no hablan de él, ni de sus éxitos.

 
Claudio Scabuzzo
La Terminal 
Fotos. O.Vignatti: Amaya – Diario La Capital (2004) y WEB
Anuncios

17 Comentarios Agrega el tuyo

  1. Emilio dice:

    Lavado de dinero en el norte del país

    Por Daniel Enz

    Análisis Digital

    Política y negocios sucios

    “El dinero del narcotráfico se lava con propiedades agrarias y esto es muy importante en la Mesopotamia. No quiero dar nombres porque estamos en plena investigación, pero está muy claro que ha habido una transferencia notable de propiedades, a valores que están muy por encima de las mejores expectativas de rentabilidad”.

    La contundente frase de la diputada nacional chaqueña, Elisa Carrió, no hizo otra cosa que corroborar las investigaciones periodísticas realizadas en los últimos años, que sacaron a la luz tal situación, ante la apatía de la clase política, el Poder Judicial o los propios integrantes de la AFIP.

    En realidad, apenas Carlos Menem llegó al poder, en 1989, comenzaron a aparecer inversionistas en Entre Ríos, con tarjetas personales de funcionarios de su entorno. Mario Caserta fue el que trató de impulsar los créditos italianos, luego investigados por la Tangente y a ellos se sumaron propuestas de los Yoma.

    Caserta, Ibrahim Al Ibrahim y Amira Yoma eran asiduos concurrentes a los casinos de Gualeguaychú y Colón. Incluso se mostraron interesados en adquirirlo y, a la vez, comprar el hotel Quirinale -propiedad del empresario paranaense Luis Lossi-, en que se encuentra ubicada la sala de juegos.

    Cuando saltó el denominado Yomagate, que involucraba a cada uno de ellos en una organización dedicada al lavado de dinero del narcotráfico, en conexión con España, en marzo de 1991, dejaron de aparecer por Entre Ríos.

    En 1990 –o sea, en el primer gobierno de Jorge Busti (PJ)- fueron varios los funcionarios entrerrianos que se sorprendieron con la propuesta que traía el Pájaro Héctor Villalón -un legendario dirigente del peronismo y residente en Francia-, quien se presentó como la llave de un grupo árabe para concretar en la provincia una inversión de más 10 millones de dólares. Villalón, considerado un experto en el tráfico internacional de armas, era un conocedor del mercado iraní y allegado a Monzer Al Kassar.

    El Pájaro estuvo dos veces en Paraná con funcionarios del Ministerio de Economía de Entre Ríos y mantuvo otros encuentros similares en la Casa de Entre Ríos en Capital Federal. A quienes lideraban el Instituto de Ayuda Financiera a la Acción Social (IAFAS) les presentó un trabajo de diez hojas, de un proyecto de casino y complejo turístico al lado del puente Zárate-Brazo Largo.

    Una idea similar fue propuesta por Ibrahim: quería abrir una casa de juegos bajo el puente, construir un atracadero y una pista de aterrizaje. Villalón había llegado a Paraná enviado por un dirigente político de La Rioja, conocido por sus operaciones en máquinas tragamonedas y al no encontrar el eco suficiente emprendió viaje hacia la provincia de Misiones.

    Las inversiones en temas frigoríficos fue también de las preferidas de los árabes. A mediados de 1990 fueron varias las visitas de grupos sirios a Paraná; entre ellos, según algunos testigos, en dos oportunidades estuvo Al Kassar.

    Los visitantes, en una oportunidad, llegaron acompañados de Mohamed Sabrí Sultán, cónsul general y encargado de negocios del Reino de Arabia Saudita en la Argentina. Con la denominación de Gepsa se presentaron a la segunda licitación del frigorífico regional Santa Elena, pero no pudieron competir con el grupo Euromarche –capitaneado por Rodolfo Constantini y Juan Navarro- por requisitos legales no cumplimentados. También hubo contactos con empresarios de Paraná, ofreciendo créditos. Quienes precisaban 300.000 dólares, les ofrecían un millón de dólares. Nunca se pudo saber quiénes aceptaron ingresar en el círculo.

    Los movimientos registrados en Entre Ríos alertaron a la DEA. La Embajada de Estados Unidos ya había advertido de operaciones de ese tipo al gobierno entrerriano, en junio de 1990. “La situación nos preocupa, gobernador”, le dijo, en su dificultoso castellano, el ex embajador estadounidense Terence Todman, en su visita a la capital entrerriana.

    A los pocos meses, tal como se lo había adelantado al entonces ministro de Gobierno, Justicia, Obras y Servicios Públicos, ingeniero Hernán Darío Orduna, comenzaron a llegar a la provincia investigadores de la DEA. Durante 1991, en cinco oportunidades, llegó a esta provincia personal de la Drug Enforcement Agency.

    Se encontraron con mas de 100 pistas clandestinas en la provincia y solamente cerca de 200 registradas. La mayoría de ellas ubicadas en el norte y el sur de la provincia. En esa zona, la DEA siempre siguió muy de cerca los movimientos registrados en el establecimiento Mazaruca.

    Si bien la firma agropecuaria Yabito es la dueña de más de 150 mil hectáreas, fundamentalmente en el sur entrerriano, en los últimos diez años hubo cerca de una quincena de allegados al menemismo que también hicieron importantes operaciones inmobiliarias en la zona. La excepción fue el ahora ex presidente del Banco Central, Pedro Pou.

    Junto a su hermano compraron tierras en la década del 80′, pero fueron anexando terreno, al punto tal de quedarse con cerca de 50 mil hectáreas -la gran mayoría improductiva-, donde dispone de casi 30 mil cabezas de ganado. Su estancia La Calera está ubicada en el Departamento Gualeguay.

    O sea, la misma zona donde también tienen tierras el ex ministro de Economía, Roque Fernández; el ex titular de la Secretaría de Inteligencia del Estado (Side), Hugo Anzorreguy o el ex ministro del Interior de Jorge Videla, el general Albano Harguindeguy. A ellos se suman la ex embajadora itinerante Amalia Lacroze de Fortabat; el ex vocero presidencial Hugo Toledo; el ex DT de River Plate, Ramón Díaz o el titular del Banco de Galicia –también en la mira por los movimientos extraños de dinero en tiempos del menemismo-, Eduardo Escasany.

    No obstante, los más conocedores de la zona no dudan en afirmar que Escasany no es el único gerente bancario que existe en la región. “La mayoría de los hombres de la banca nacional compró tierras en Entre Ríos”, reconoció un dirigente de la Federación Agraria Argentina.

    El vecino ilustre de Pou no es otro que Roque Fernández, quien dispone de 1300 hectáreas cerca de Villa Paranacito (Departamento Ibicuy), que tienen un valor cercano al medio millón de dólares. Pou no solamente tiene La Calera, sino también la estancia San Juan, que se extiende hasta el establecimiento Mazaruca, ubicado en las islas Lechiguanas, propiedad de los hermanos Gualtieri, estrechamente ligados al ex gobernador bonaerense, Eduardo Duhalde.

    Uno de los accionistas de Mazaruca era el gobierno entrerriano y Gualtieri se terminó quedando con el lugar luego de pagar cerca de dos millones de dólares. Los Gualtieri son dueños de Savinor Sociedad Anónima, una empresa de producción y exportación de maderas, cuyo conductor es Saverio Gualtieri, uno de los cuatro hermanos de la poderosa familia. Hoy en día son uno de los grupos que componen la denominada patria contratista que creció merced a los acuerdos con el Estado.

    Más en el centro de la provincia, precisamente en cercanías a Villaguay, el empresario periodístico Orlando Vignatti -uno de los integrantes del grupo Vila-Manzano, dueño de diarios y radios en Entre Ríos, Santa Fe y Mendoza- compró 11.000 hectáreas, por lo cual invirtió más de 12 millones de dólares. Vignatti dispone además de hoteles en Miami.

    Tiene un vecino ilustre en proximidades de su campo; allí se encuentra el ex diputado nacional del Grupo de los Ocho, José Carlos Conde Ramos, quien hasta el final del último gobierno menemista fue un activo colaborador del ex ministro Carlos Corach.

    Ramos supo ser un operador de la firma Esco de Paraná, hoy con capitales millonarios y en la mira de la AFIP-DGI, por supuestas operaciones de lavado de dinero. La empresa de ahorro previo es propiedad de Sergio Lifschitz, cuyo hermano, Hugo Bejamín, fue siempre un permanente colaborador de Alfredo Yabrán e incluso integró alguna de sus empresas. El ex gerente de Paraná de la firma Esco –hasta 1997- fue el diputado nacional Juan Domingo Zacarías, del peronismo disidente y ahora aliado incondicional de Lilita Carrió.

    Entre Ríos fue una de las provincias en las que encumbrados hombres del menemismo invirtieron dineros millonarios en los últimos 12 años. La diputada Carrió reconoció que “habría que hacer un monitoreo de cuáles son las empresas que compraron campos y quiénes son los propietarios y directores de esas firmas, porque en muchísimos casos de corrupción, todos los caminos conducen a propiedades rurales en Entre Ríos”.

    En los últimos tiempos, además del grupo Yabrán, los menemistas Pou, Anzorreguy, allegados a la dupla Vila-Manzano y encumbrados empresarios de la banca nacional apostaron a tierras entrerrianas y santafesinas.

    En la larga lista de inversores también hay que sumar al ahora ex director nacional del Registro de la Propiedad del Automotor, Mariano Durand, quien gastó más de 4 millones de dólares en hectáreas entrerrianas, adquiridas en los departamentos Colón y Uruguay, aunque los productores de la zona indican que la cifra de la inversión podría ser dos veces superior. ILSA Sociedad Anónima (SA), con sede fiscal en Reconquista 559 de Capital Federal (CUIT 30-58292280-9) es la firma de Durand.

    Si bien sus primeras inversiones datan de inicios de la década del ’70, las principales operaciones fueron realizadas en los últimos años. El ex funcionario mostró una obsesión: adquirir buena parte de los campos que alguna vez pertenecieron a la histórica familia Roca. “El objetivo del funcionario es comprar la totalidad de los terrenos de los Roca y conformar lo que fue el viejo campo, que eran 35.000 hectáreas”, reveló un productor agropecuario de la zona.

    Pero allí habría que hablar de una operación superior a los 30 millones de dólares –se le señaló.

    Durand quiere tener todo; nos lo ha dicho la vez que vino. Su sueño es volver a armar la estancia San Pedro –insistió el entrevistado.

    Sin embargo, el funcionario jura y perjura que tiene no más de 8.000 hectáreas en Entre Ríos, además de otras inversiones en tierras en Córdoba y una serie de departamentos en Buenos Aires.

    Pero no solamente Entre Ríos tiene inversiones extrañas. En algunas zonas de Santa Fe también sucede lo mismo. “Eduardo Menem y Zulemita vinieron varias veces a este lugar. Incluso se sacaron fotografías con los peones. Zulemita salía con una amiga”.

    Raúl es uno de los tantos pobladores de la zona norte de la localidad de Tostado, ubicada 300 kilómetros al noroeste de la capital santafesina. No es el único que vio al hermano del ex presidente de los argentinos, Carlos Menem, en los últimos tiempos. Es más: varios no dudan de que es el verdadero inversionista del campo El Triunfo, ubicado casi en la intersección de las rutas 405 y 13.

    -¿Y cuántas hectáreas son? –se preguntó.

    -Son muchas. Son más de 400.000 las hectáreas que compraron.

    En esa zona la hectárea cuesta no más de 50 dólares. Y sí, pagaron entre 15 y 20 millones de dólares, a lo que se debe agregar lo gastado en inversiones- calcularon.

    En esa inmensidad del territorio santafesino resultan extraños los movimientos y las exigencias a cumplimentar por cualquiera que llega hasta la zona. Los empleados deben ser hombres, tener menos de 40 años; no se aceptan mujeres en el lugar. Para llegar hasta el casco principal se deben recorrer no menos de 25 kilómetros y pasar por dos puestos de guardia, donde siempre hay gente armada que no es de la zona. Cada persona que llega debe estar perfectamente identificada. “Si no saben que te esperan, no entrás”, se indicó.

    La casa principal fue realizada por Cristina, una arquitecta de 36 años, que a su vez es la secretaria personal del administrador de la estancia: Domingo Ianozzi, de unos 50 años, oriundo de la localidad de San Justo, en la provincia de Buenos Aires. “Y se gastaron por lo menos unos 400.000 dólares”, le dijo una vez la arquitecta a un invitado.

    La vivienda tiene un gran living (de unos 12 metros de largo por 8 de ancho); un hogar destacado; las paredes son dobles y atérmicas, los baños exhiben detalles importantes de griferías y aire acondicionado central. A pocos metros se encuentran dos casas, de similares características a la principal, pero menor en tamaño y comodidades.

    En las inmediaciones existe un hangar con cerca de 20 tractores John Deere de última generación, para tareas de arado. Cada uno cuesta entre 170.000 y 200.000 dólares. “El año pasado bajaron 10, pero llegaron a tener entre 30 y 40”, indicaron.

    Hay tres camionetas 4×4; un pequeño helicóptero y suelen permanecer aviones que descienden semanalmente y en horas de la noche. El lugar cuenta con una pista de aterrizaje de amplia extensión donde suele sobresalir la aeronave de 18 plazas que tienen para moverse regularmente quienes viven en el lugar.

    Está contratado un piloto de apellido Franco, que alguna vez fue comandante en Austral. “A mí me gusta ir a las funciones del Teatro Colón y cuando me encuentro con algo que me interese, viajo y vuelvo al día siguiente”, relata Cristina.

    El uso del avión tiene otra particularidad: cada 20 días llegan señoritas de esbeltas figuras, contratadas especialmente para permanecer durante un fin de semana junto a los empleados foráneos, ansiosos de afecto, para contrarrestar la soledad.

    La extensión no era de 400.000 hectáreas cuando Ianozzi se instaló en la región, sino que se fueron comprando campos aledaños. Uno de ellos, por ejemplo, el campo Las Gamitas, se lo adquirieron a Francisco Paco Cappózzolo, padre del ex subsecretario de Turismo de la Nación en la última etapa menemista, Enrique Cappózzolo.

    Los Cappózzolo son oriundos de Reconquista, en el norte de Santa Fe, pero tanto Paco como Enrique, el ex marido de Graciela Alfano, viven en Capital Federal desde hace más de 20 años. Los Cappózzolo siempre crecieron al amparo del poder: tuvieron fuertes vinculaciones con el último gobierno de Juan Domingo Perón, Paco fue amigo personal del ex almirante Emilio Eduardo Massera (al punto tal de financiarle la horrenda película La fiesta de todos, sobre el Mundial ’78, que sirvió para contrarrestar las denuncias internacionales sobre los crímenes de la dictadura) y no dudó un instante en meterse también bajo el ala de Carlos Menem.

    Hace no más de un año, diversos sectores agropecuarios de la comunidad de Reconquista le expresaron su preocupación al intendente de esa ciudad, Héctor Ocampo (PJ), por lo que allí sucedía. Desde la comuna solicitaron incluso a las autoridades de la III Brigada Aérea, ubicada allí, la posibilidad de realizar investigaciones aéreas, ante presuntos negocios relacionados con el contrabando y el narcotráfico, en virtud del constante movimiento aéreo registrado en horarios nocturnos, fundamentalmente.

    “Pero en la unidad militar no movieron un dedo. Evidentemente, hubo una orden de arriba que los inmovilizó, porque, en principio, se mostraron interesados con lo que planteamos”, reveló una fuente allegada a la comuna. Quizás ahora, esas órdenes ya no tengan la misma fuerza y se pueda dilucidar el verdadero origen de los dineros. Porque algunas respuestas –fundamentalmente para los pobladores de la zona- siguen faltando.

    Me gusta

  2. Alejo dice:

    El Presidente del Directorio de Ámbito Financiero sería denunciado por falso testimonio en sede penal de Entre Ríos

    Mario Orlando Vignatti en tribunales de Paraná. ¡¿De denunciante a denunciado?!
    Casi desapercibido sin la locuacidad y despliegue mediático al que apelara en oportunidades anteriores en medios gráficos y radiales de Paraná, replicado en las páginas digitales, el abogado concordiense Oscar Bacigalupe presentó en el Juzgado de Instrucción Nº 7 a cargo del Juez Elvio Osir Garzón Secretario Aramberry y el Fiscal Rafael Cottorruelo, el lunes 18 de Abril próximo pasado, al empresario de multimedios Mario Orlando Vignatti.
    El abogado ex concesionario del Hotel Ayuí de Concordia y hombre de confianza de Jorge Pedro Busti, lo esperó en el parador del ACA (Automóvil Club Argentino ) ubicado en la esquina de Buenos Aires y Laprida dese las 9 y 30 hs manteniendo varías comunicaciones telefónicas con él, insistiendo que tenía que presentarse a la audiencia citada a las 10 hs “porque los otros ya estaban” y que no se preocupara “que estaba todo arreglado”. 10 minutos más tarde el AUDI gris oscuro, manejado por un chofer ingresó en la 1ª dársena de estacionamiento junto a la puerta que dá sobre calle Buenos Aires que esa mañana no se encontraba habilitada.
    Nuestra fuente describe el encuentro “En una mesa doble bajo el equipo de aire ,en el ingreso al parador del ACA, que dá a los surtidores de combustibles por la salida a calle Laprida, se instala después de las 9 y 30 hs un hombre maduro, de traje oscuro corte clásico, dos tajos atrás, tirando a antiguo, camisa blanca, cuello desprolijo, obvia corbata rayada, anteojos gruesos, peinado hacia atrás, alisado, típico; de obviamente abogado veterano, deposita la voluminosa carpeta negra con folios, oficios, notificaciones y traslados de demanda, (incluyendo una carta fraguada de un testigo fundamental), con un par de facturas de gastos que espera cobrar al cliente que ansioso aguarda, atendiendo y llamando por un celular casi “hot line”
    9 y 42 hs, 1ª Llamada “si, si,! ya estoy aquí, ajá! lo espero…sí! Aaajá! dígale que lo espero acá”… evidentemente hablaba con un peón no con el patrón multimediático.
    9 y 50, 2ª Llamada “si, si, ajá donde le dije…aajá digale que me llame cuando vayan llegando….ajaaaá!!! no corte… ajá! salgo ….” y se levanta dejando la gruesa carpeta abierta en la mesa que todavía no tiene un humilde café, ni un solitario vaso de agua, acompañándola. Habla gesticulando afuera en la vereda del ingreso, casi en la esquina
    10 y 09 3ª Llamada “ si claro que tiene que venir!….. (espacio de escucha)…pero ellos ya están …ya vinieron… ¡ajá! me están avisando de adentro…(espacio de escucha)…”si…eso está arreglado…(espacio de escucha)…” no, no se van a ir Orlando! tenemos que estar…(espacio de escucha)….¡pero claro, está arreglado!…ajá! ya salgo… – sale y continúa hablando mientras ingresa en la primera dársena del estacionamiento del ACA que dá a calle Buenos Aires un imponente AUDI gris topo metalizado patente EQY 948, conducido por un morocho de campera de jean, un no identificado acompañante y otro individuo menos individualizable en el asiento de atrás. Estaciona, junto a otros dos vehículos mientras el veterano abogado del bustismo concordiense, gira la esquina de la vereda del parador que dá a calle Laprida y se encuentra con el presidente de AMFIN S.A., editora de Ámbito Financiero… Mario Orlando Vignatti. La nariz pepona, cabellos canosos y cortos, rostro de barba blanca candado casi inexistente. Saco azul sport, camisa clara de cuello abierto, abdomen prominente, jean, zapatos marrones con el tacón supletorio en el derecho para compensar la renguera que sin embargo se nota, al ir al encuentro de su abogado. El legendario “Semillita” cuando vendía ristras de ajos en la calle, “el Gitano” cuando vendía autos de dudosa procedencia, involucrado en un atentado de la derecha sindical y política denunciado por el arrepentido Eduardo ”Tucu” Constanzo, el Sr. Presidente de AMFIN SA, el dueño de La capital de Rosario.
    Nuestro informante no lo puede creer! Va y se fija en el panel del auto y un cartelito le aclara definitivamente las cosas PASE LIBRE. PRENSA. ÁMBITO FINANCIERO. Ante el silencio de radio, de los medios adictos tanto gráficos, como radiales y sus correspondientes páginas WEB. Así como de los medios oficialistas y prebendarios, alertó el viejo instinto periodístico …¿A qué vino?… ¿Qué pasó?…¿Porqué sus abogados, socios, aliados, no lo colocaron como noticia relevante en los medios propios, socios, aliados, y/o amigos, tal cual lo hicieron en los inicios del Juicio?
    Un par de largas horas más tarde un desgastado e irritado Vignatti luego de discutir con su abogado – ya no tan confiable -, reclamándole a los gritos por una mediación no concretada (se escuchó claramente la palabra y nos aclaró el posible significado de la insistencia del interlocutor telefónico – ¿Vignatti? – del abogado concordiense en el ACA en la previa de la cita en tribunales, ascendió al Audi y se marchó raudamente.
    Consultada una de las fuentes vinculadas a los imputados comentó “¡casí se ahoga en sus propias contradicciones! Empezó reconociendo que no consta en el expediente, una prueba fundamental, “porque no sabe que hizo con ella o cree que la perdió”, ni más ni menos, la denuncia anónima con la que se inicia el trámite en una comisaría de La Boca en Buenos Aires y luego tomada de oficio por un Fiscal cuyo antecedente más notorio es haber sido apartado de la causa AMIA, por reconocer sus contactos con los iraníes denunciados por el atentado terrorista contra la mutual judía. Vignatti después negó que el escribano Carlos Emilio Torrealday era su testaferro y hombre de confianza. La abrumadora cantidad de escrituras y actas notariales que obran en el Expediente se le comenzó a leer una por una ¡Son más de 70! Así también consta que este profesional procesado por la denuncia de Vignatti lo demandó por honorarios y servicios profesionales impagos y tiene sentencia firme desde el año 2007. Vignatti después intentó desconocer a un abogado que figuraba como apoderado de Lindor S.A que preside Vignatti, empresa fiadora de la deudora Editorial De Las Américas en el juicio civil Romero Sergio G. contra Lindor S.A., que tiene sentencia en contra de Vignatti desde Marzo de 2008. Nuestra fuente hace notar que los fundadores de dicha editorial que publicara el ex matutino Hora cero, en Paraná son conocidos testaferros de Vignatti y una de sus hijas, como consta en el expediente. El no querer pagar estas deudas es el origen de la denuncia en Bs As de Vignatti que perdió la prueba principal de su denuncia (anónimo) y extrañamente es iniciada con una maniobra de extrajurisdiccionalidad (en La Boca Bs As) y no en sede de instrucción en E.R., de manera extemporánea (tres años y medio más tarde). Vignatti así intenta, desconocer la existencia de estos juicios y las instrucciones impartidas a su entonces apoderado (de 1996/97 hasta Setiembre de 2009) y pretende desautorizarlo. La contundencia del descargo de este profesional que consta en el Expediente es lapidaria. Detalla que le piden se haga cargo en el año 2006 de estos juicios con instrucciones precisas. Pero el punto más álgido es cuando en las preguntas siguientes aparece la figura del encargado de negocios de Vignatti en E.R: José Luis Oubiña (fallecido año 2007) a quien en principio quiso negar y luego restar importancia y finalmente ante la contundencia de las pruebas contenidas en el Expediente dijo no recordar. Este mecanismo lo utilizó toda la densa y tensa audiencia, y en algún momento se victimizó hablando de maltrato y “que él no había venido para eso” en clara recriminación a su abogado y a los funcionarios judiciales, incluso increpando a los defensores de los profesionales mutando del antes arrogante y seguro dueño de multimedios, en un agobiado, dubitativo y olvidadizo personaje que en momentos claves de la audiencia incurrió en contradicciones flagrantes, que según aseguran los defensores de los querellados con las declaraciones en mano ameritan seriamente la posibilidad de falso testimonio.
    El vapuleo judicial que sufriera en la mañana del Lunes, “El Gitano” Vignatti provoca un sismo en una causa que puede desembocar en un escándalo político jurídico ya que en el Expediente, uno de los abogados querellados denuncia aprietes en Fiscalía de Estado, uno de los testigos fundamentales es descalificado por “pobre” pese a haber cobrado una indemización por la ley de reparación 24.043 más de 200. 000 pesos/dólares (año 1994/95), el Prof. Alejandro “Paty “Richardet es procesado por haber admitido que el dinero del préstamo era de él y de un fondo común de ex presos politicos, tal como figura en dos actas de cesión de derechos por parte de quien firmara como testaferro (Romero Sergio G) a pedido de su padrastro, compañero de Richardet e inversor junto a otros militantes de los setenta. Existen al menos tres denuncias penales vinculadas a este caso por parte de Romero denunciando al abogado Bacigalupe por haberle hecho firmar un papel en blanco que luego presenta con un texto agregado como arrepentimiento y confesión de Romero ( “me hizo recordar la dictadura” dijo el Prof. Richardet a este cronista en su momento ) que no han tenido ninguna respuesta pese que incluyen a funcionarios judiciales denunciados por coacción y certificados médicos psiquiátrícos por las secuelas padecidas por esta situación.
    Consultado el Prof Richardet dijo “en su momento comenté el hecho con un proverbio antiguo “ Dime quién te habla mal de mi y te diré cuanto me debe” y ahora agrega una reflexión del poeta salteño Cuchi Leguizamón “vamos a ver si “la Justicia es una víbora que solo pica a los que andan en patas” …Vamos a ir por todo. Por los daños y los perjuicios, si es necesario llegaremos a la Suprema Corte y a la Corte Interamericana de DDHH”.
    Consultada una fuente tribunalicia que conoce la trama del tema comenta “Vignatti,… Vino de denunciante… y parece que se vá como denunciado !”

    Me gusta

    1. Claudio Scabuzzo dice:

      Interesante relato, un verdadero escándalo, porque en verdad, Don Orlando está lejos de los expedientes y esta situación lo superó. Por allí se cita a Oubiña…. Un recuerdo para José Luis, un “presta nombre” que lo único que obtuvo fueron dolores de cabeza… le preocupaba mucho el compromiso que le metió Vignatti, no veía que había respondido adecuadamente al riesgo que asumía… Veía a José Luis con sus manos llenas de tinta en esa planta de impresión del Diario Uno… una vez me fue a visitar a Gualeguaychú en un 505 destartalado, y con un cigarrillo tras otro, soñó con librarse de ser el testaferro de Vignatti…

      Me gusta

  3. pamela dice:

    Hola, muy buena la información, detallada y estimo que verdadera. Alguien sabe la línea editorial del Buenos Aires Herald?. gracias.

    Me gusta

  4. alejandro dice:

    La semana pasada quedé desvinculado de la empresa Cercuru que forma parte de Ambito Financiero, de la planta impresora del barrio de La Boca. Ya despidieron a 8 compañeros y parece que van a seguir despidiendo gente.

    Me gusta

  5. Juvenal Locoqui dice:

    Que buena informacion,la encontre buscando algo del semilla.La plata primaria debe venir del banco provincia,despues arreglos con Vernet,Rubeo y Reutemman.Que lindos nenes!!!!

    Me gusta

  6. joaquin dice:

    lamentablemente trabajo para ambito fiananciero, y es un desastre este diario, no veo la hora de encontrar otro empleo. que espero sera pronto, y si lo veo en la calle a este personaje …

    Me gusta

  7. Claudio Scabuzzo dice:

    El sitio “The Mediam Management blog” da cuenta de la expansión del Diario Ambito Financiero, propiedad de Orlando Vignatti, tras la compra del diario Buenos Aires Herald, avanzando ahora hacía “El Tribuno” de Tucumán.

    http://mediamanagementblog.com/2009/05/22/ambito-financiero-recargado-compro-el-tribuno-de-tucuman-y-abrira-diario-en-chaco-pero-hay-polemica/

    Amfin, la editora que publica Ambito Financiero, ahora propiedad de Orlando Vignatti, anunció el 13 de mayo que adquirió la totalidad del paquete accionario de El Tribuno de Tucumán, la sede en esa provincia del tradicional El Tribuno de Salta. Con el título Se amplía el Grupo Ámbito, el diario informó la adquisición, en el marco de un plan de expansión en medios gráficos, digitales y audiovisuales. El proyecto de Amfin es continuar su expansión en Chaco, con el lanzamiento de un matutino en Resistencia.

    Sin embargo, hasta este fin de semana, El Tribuno seguía siendo propiedad de Multimedios Norte SA, vinculada al ex gobernador de Salta Juan Carlos Romero y miembro del llamado Grupo Horizontes. En efecto, al menos 38 trabajadores del medio fueron despedidos dos días después de anunciarse la venta en la tapa de Ambito Financiero, según informó Luis Duarte, delegado de los trabajadores de El Tribuno de la ciudad de San Miguel de Tucumán. Tras los despidos, la novedad fue notificada a los trabajadores.

    Según el portal estoestucuman.com.ar, los nuevos dueños dieron garantías a personal que no habrá más despidos ni por ahora se piensa cambiarle el nombre a la publicación. Eso sí, habrá retoques en el formato y en el contenido de la información nacional que será la misma que provee a sus lectores el diario Ambito Financiero.

    Trás unos días de ajustes, El Tribuno pasará a tener las mismas dimensiones y formato que la publicación porteña de negocios. De este modo se facilitará la incorporación de la edición nacional provista por Ambito, que llegará por vía satelital, con la misma experiencia que ya aplicara Julio Ramos a La Mañana del Sur, en la primera expansión de ese matutino hacia otras plazas, asegura el portal, que agrega:

    Los enviados dieron plenas garantías al personal que sobrevivió al vendaval de despidos que no habrá más medidas traumáticas en cuanto al vínculo laboral, pero aún no bajaron línea en cuanto al tratamiento de los temas locales que harán los cronistas de la redacción instalada en pleno barrio norte.

    Ambito, si bien busca despegar con algunas críticas de otros medios más cercanos al oficialismo kirchnerista no cuestiona la actual política económica con el mismo fervor liberal que en otros tiempos.

    Los vínculos con el oficialismo alperovichista están por verse: por ahora la gestión comercial del matutino quedaría en manos del comunicador Germán Valdéz, quien venía ejerciendo la representación de Ambito desde los tiempos de su extinto director-propietario.

    El conductor de Primer Plano y dueño de Radio 21, no tiene la misma fluidez que otros tiempos en sus relaciones con el gobierno provincial y no hay en estos momentos pautas oficiales en sus espacios.

    La primera edición de El Tribuno de Tucumán apareció el 18 de octubre de 2005, y desde el comienzo intentó resaltar su proximidad con el lector, algo sobre lo que venía trabajando desde hace años la Gaceta de Tucumán. En tres años se posicionó como el segundo diario más vendido de la provincia de Tucumán, después de La Gaceta.

    Cómo sigue la expansión:

    Con el conflicto a cuestas, en Ambito anticipaban que la expansión del grupo prevé el lanzamiento en las próximas semanas de otro diario que se editará en Resistencia, la capital del Chaco. En diciembre pasado, Vignatti le había adquirido el paquete de Buenos Aires Herald al empresario Sergio Szpolski. Las revistas Herald Management y Caza y Pesca, editadas por el centenario matutino de origen inglés, también pasaron al órbita de Ambito Financiero.

    En la actualidad funcionan en el edificio de Paseo Colón las redacciones de Ambito y del Herald. También la redacción online del renovado Ambito.com y se prevé el lanzamiento de la versión digital del Herald en pocas semanas, afirmó el sitio Totalmedios.

    Más información sobre los cambios en Ambito Financiero en http://mediamanagementblog.com/2008/12/22/ambito-financiero-cambio-de-diseno-¿hacia-falta-ser-una-ferrari/

    Archivado bajo: Casos de éxito, Competencia

    Me gusta

  8. Rob Rufino dice:

    Muy buen informe. Realmente ilustrativo.

    Saludos, Rob.

    Me gusta

    1. ¡Ahora que “conozco al dueño y cía” ¡¡¡¡¡CHAU AMBITO!!!!!!

      Me gusta

  9. Trudy dice:

    realmente interesante la historia de este personaje, desconocido completamente para mí.

    Me gusta

  10. sebastian dice:

    es muy bueno que haya una persona que nos muestre un poco a aquellos invisibles que tanto daño hacen y que permanecen en sus pedestales. muy buena onda

    Me gusta

  11. Guillermo dice:

    Acabo de encontrar una explicacion a los cambios de contenido del diario Ambito Financiero y queria compartirlo con uds. Esta es la nota: http://www.revista-fortuna.com.ar/ed_0287/neg02.html en la cual menciona el cambio en la direccion editorial del diario, lo cual confirma mis dichos. Otra nota, (https://laterminalrosario.wordpress.com/2008/04/10/orlando-vignatti-self-made-man/) explica un poco mas el comportamiento de Orlando Vignatti, actual dueño del diario Ambito Financiero, entre otros medios de comunicacion. Dicha nota agrega: “Sus medios le permitieron aceitados vínculos con los gobiernos de turno, ya que, se sabe, la publicidad oficial es una buena fuente de recursos, y las aspiraciones de los políticos, otra.”… y ademas “Don Orlando opera sus empresas lejos de miradas indiscretas, y sus socios devienen de sectores políticos, gremiales o empresariales, millonarios como él, nacidos con el olfato de los grandes negocios casi instantáneos. Aquí no hay epopeyas, ni sacrificios, sino buenos datos que conducen a un buen negocio. Es el estar en el lugar indicado cuando algo puede ser muy redituable. Y son muy pocos los que pueden estar en ese momento y lugar. Algo en común unen sus emprendimientos: los innumerables litigios legales, que lo obligaron a contratar a un ejército de abogados para poner en orden tantos papeles.” Creo que con esto ya esta todo dicho. Ahora mismo cancelo mi suscripcion a Ambito Financiero y buscare un diario serio al cual apoyar con mi dinero.

    Me gusta

  12. debora dice:

    Excelente espacio. Estudio comunicación. Me parece valiosisimo el material que publicaste, además de valiente.
    Espero que sigas asi. te recontra felicito

    Me gusta

  13. mariana dice:

    Seguramente la guita es de Rubeo- Vernet- y la mafia peronista santafecina.

    Me gusta

  14. enrique dice:

    excelente. Lo visite para saber de la historia de este empresario, que por casdualidad le esta trabajando (apropiando) la casa a una amiga de rosario en calle cordoba y rio de janeiro que era una antigua estacion del ferrocarril y que habitan desde hace mas de 60 años sus difuntos suegros.

    Me gusta

Deja un comentario y participa del debate....

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s